07:25h. Domingo, 25 de agosto de 2019

Calpe

Sorprendente: el PSOE intenta poner freno a las subvenciones deportivas sin éxito

Aunque la nueva medida no hace más que beneficiar al deporte en todas sus facetas, los de Puig sorprendentemente han votado en contra de la nueva ordenanza. Esta cuestión no ha dejado indiferente ni al equipo de Gobierno ni al resto de la ciudadanía que comprenden como “una cuestión partidista” el voto en contra de los socialistas. Ya que esta actuación del PSOE en Calpe también desoye los informes de los servicios técnicos municipales (secretaría y tesorería).

Santos Pastor y Marco Bittner en una foto con Ximo Puig.
Santos Pastor y Marco Bittner en una foto con Ximo Puig.

Desde la Concejalía de Deportes se pretende lanzar un mensaje tranquilizador a los padres de los niños y niñas que practican deporte en el municipio sobre la nueva ordenanza del servicio de las instalaciones deportivas aprobada a principio de agosto.  Esta ordenanza, que establece una tasa específica para el uso de cada una de las instalaciones deportivas municipales, no repercutirá en las cuotas de las escuelas deportivas de cada club ya que va acompañada de un aumento de la subvención correspondiente a cada club para hacer frente a este gasto.

Por primera vez Calp cuenta con una ordenanza reguladora del uso de las instalaciones deportivas de manera que el uso privado de las instalaciones, ya sea por empresas o particulares, revierta en un beneficio para el Consistorio que a su vez permita invertir en la mejora de esas instalaciones. Ahora bien, la ordenanza prevé un uso preferente para los clubs locales que fomentan el deporte base.

Según la edil de deportes, Ana Sala, el Ayuntamiento “prevé una subvención para compensar la tasa de uso de las instalaciones, a parte de la subvención que le corresponda a cada club, de manera que la tasa no repercuta en las escuelas deportivas. Por otra parte, se elimina el techo máximo de gasto justificable que era de 60.000€ y se incluyen otros gastos que antes no se contemplaban como servicios de fisioterapeuta, desplazamientos, etc.

Los convenios que en 2013 firmó el Consistorio con los clubes deportivos que gestionan escuelas de deporte base (de categoría querubín a juvenil) finalizaron en junio y con la ordenanza se ha buscado un instrumento que encaje con las exigencias jurídicas y fiscales que establece la  legislación. Así pues, la nueva tasa no tienen por qué repercutir  en las cuotas que cobran las escuelas de los clubes deportivos.

Entre 2011 y 2018 se ha multiplicado por tres la partida de las subvenciones destinadas a los clubes deportivos para el fomento de deporte base, de hecho en la temporada 2010 se entregaron 80.000 € y en la de 2016-17 se entregaron 179.000 € y este año la cifra será la misma. Además desde 2012 la asignación se subvenciones se realiza mediante la aplicación de criterios objetivos aceptando los gastos que realmente el club puede  justificar.

Por otra parte, la empresa Aguas de Calpe, de la que forma parte el Ayuntamiento, destina un promedio de 120.000 € anuales a los clubes deportivos calpinos, ya sea  patrocinando  torneos o sufragando material.

Aunque la nueva medida no hace más que beneficiar al deporte en todas sus facetas, el PSOE sorprendentemente ha votado en contra de la nueva ordenanza. Esta cuestión no ha dejado indiferente ni al equipo de Gobierno ni al resto de la ciudadanía que comprenden como “una cuestión partidista” el voto en contra de los socialistas. Ya que esta actuación de los de Puig en Calpe también desoye los informes de los servicios técnicos municipales (secretaría y tesorería).

Además el concejal y principal precursor de la negativa a la mejora de los socialistas es, actualmente, directivo de uno de los equipos de futbol sala local.